Royal Mile, la principal calle de Edimburgo

Royal Mile

Si vais a visitar la ciudad de Edimburgo, probablemente tengáis que pasar más de una vez por la Royal Mile, la más famosa e importante calle de la ciudad. Esta arteria une el Castillo de Edimburgo (que se encuentra al Oeste) con el imponente Palacio de Holyroodhouse (ubicado en la zona Este). Debe su nombre de Royal Mile (milla real) a su longitud en metros, unos 1.814,2, los cuales son la base de una proporción poco conocida fuera de Escocia, la «milla escocesa». Mientras paseamos por ella nos toparemos con numerosos callejones, plazas y patios, bares, restaurantes y curiosos comercios de todo tipo. No dejéis escapar la ocasión de recorrer sus más pequeños rincones.

La calle se encuentra dividida en varias zonas, destacando seis en especial. Castlehill y Castle Esplanade (junto a la puerta del castillo) son dos zonas que se encuentran muy próximas al Castillo de Edimburgo, siendo también las partes más antiguas de la ciudad. Es en la Castle Esplanade donde cada año se celebra el colorido festival Military Tattoo.

Se denomina Lawnmarket a la zona que se encuentra entre la iglesia reformada conocida como The Hub y donde se celebra el Festival de Edimburgo, y a la calle que aloja el Banco de Escocia (Bank Street). Además se encuentra cerca del castillo, este triángulo la convierte en el lugar ideal para encontrar souvenirs y regalos, por poseer gran cantidad de tiendas de este tipo.

High Street es la más popular de las zonas de la Royal Mile, y es el hogar de la Catedral de Saint Giles, así como de una gran cantidad de bares y pubs, siendo una zona muy enfocada al turista que viene buscando lo más típico de la ciudad.

Canongate, al contrario de lo que pueda parecer, fue hasta el año 1856 un burgo independiente. Hoy en día podemos observar algunas baldosas de metal que marcar donde se encontraba la antigua puerta, junto al famoso pub World´s End (el fin del mundo). Este pub se llamó así porque los habitantes de Edimburgo solían decir que, quien cruzaba esa puerta, no volvía nunca de vuelta.

La última de las zonas de la Royal Mile es la conocida como Abbey Strand, una pequeña avenida que nos lleva desde Canongate hasta el palacio de Holyroodhouse, junto a la plaza que adorna el Parlamento Escocés.

Foto vía: tripwow.tripadvisor

Tags:




Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top