Los misterios de la Isla de Arran

Machrie Moor

En las frías aguas de Escocia podemos encontrarnos preciosas islas, y en ellas castillos, círculos prehistóricos y misteriosos de piedra, ruinas y muchas tradiciones y leyendas. Una de estas islas misteriosas es la de Arran, frente a la costa sudoeste de Escocia.

En la Isla de Arran podemos admirar Machrie Moor, que se enorgullece de ser uno de los círculos de piedra más interesantes de toda Gran Bretaña. Para darle aún más misterio a esta isla, tenemos el Castillo de Brodick, del siglo XVI, que aún alberga muebles y muchas obras de arte. Más misterioso son las ruinas del Castillo de Lochranza, o las del Castillo de Calze.

Arran es una pequeña isla de 30 kilómetros de largo, ubicada frente a la costa suroeste de Escocia. La mayoría de la gente llega a ella a través de los ferrys que parten de Ardrossan, que está conectada en tren con un servicio directo a Glasgow. La historia de esta isla es muy interesante tanto para arqueólogos, como para turistas y residentes.

Las primeras personas que vivieron en Arran fueron los pueblos neolíticos, que vivieron en la isla entre el 4.500 y el 2.000 a.C. Se trataban de agricultores, y las huellas de sus sistemas de cultivo han sido encontradas en la isla. Sin embargo, dejaron su legado más claro en forma de círculos de piedra, menhires y túmulos.

Castillo de Lochran

No sabemos para qué fueron utilizados estos edificios, pero lo que es seguro es que tenían que tener algún tipo de función ceremonial. Machrie Moor es un pequeño círculo protegido por un muro de piedra, de algo más de un kilómetro. Dos de sus círculos han sido recientemente excavados, encontrándose muchos restos prehistóricos. De hecho, bajo la tierra había otros círculos.

Una de las piedras más misteriosas de estos círculos es la que se conoce como la Piedra Druida. Probablemente corresponda a una piedra del Neolítico, o como mucho, de la Edad del Bronce. Los druidas eram miembros de la clase sacerdotal, y aprendían las enseñanzas en las antiguas sociedades celtas de Gran Bretaña y Europa Occidental.

Misteriosas son también las ruinas del Castillo de Lochranza, que se encuentran al norte de Brodick. Se trata de un castillo del siglo XIV, antiguo pabellón de caza de los reyes escoceses. Este castillo tiene conexiones literarias, ya que se utilizó como escenario para la aventura de Tintín en la Isla Negra. Esa isla era precisamente la de Arran.

Misteriosa e imponente es también la efigie del Castillo de Brodick. Sus muros de piedra arenisca roja se encuentran al pie de la montaña de Goatfell, a tres kilómetros de Brodick, el principal puerto de la isla de Arran. El nombre de Brodick proviene de la mitológia nórdica, o de las palabras «broad bay».

La isla de Arran es una isla que, como véis, está lleno de sutiles misterios que os harán disfrutar. Creemos que es tiempo de visitarla…

Tags: , ,

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top