Plockton, el rincón de la eterna belleza

Plockton

Miro a través de la ventana del hotel, y parece como si la vida se hubiera detenido ahí fuera. El único sonido que serpentea en la brisa fresca de la mañana es el aleteo de las aves y el rugido de las olas del océano. Estamos en Plockton, junto al lago Carron, que fluye en silencio mientras los pescadores parecen caminar sobre las aguas con sus pequeños barcos.

Despertar con escenas tan pintorescas como estas es algo que siempre he deseado en mis viajes. Plockton es uno de los lugares más turísticos de Escocia. En sus orígenes fue conocida como Am Ploc, una pequeña aldea en desarrollo. En el siglo XIX, la mayoría de los propietarios comenzaron a dejar sus terrenos a los ganaderos de ovino, aunque muchos de estos se vieron en la obligación de emigrar a otras tierras.

Es por eso que se creó la ciudad de Plockton, a donde se trasladaron los pequeños agricultores, que se convirtieron entonces en pescadores. Gracias a la pesca del arenque, rápidamente Plockton comenzó a crecer, convirtiéndose en una de las industrias más importantes de la zona.

Lamentablemente, la hambruna de la patata en 1840, y el descenso de la pesca del arenque, provocó que Plockton cayera un tanto, convirtiéndose en un pueblo casi sin historia.

Hoy en día la ciudad se compone de edificios magníficamente restaurados, además de bellas casas, paisajes pintorescos y una pequeña industria de pescado, en donde destacan los camarones y las langostas. Plockton es un lugar que nos traslada en el tiempo y ofrece un destino relajado y tranquilo.

La mejor época para visitarlo es en verano, durante la regata anual. Tiendas pintorescas y sabrosos restaurantes, además de alojamientos muy confortables. Todo ello garantiza una estancia inolvidable en el pueblo.

En Plockton se pueden hacer paseos en barco o visitar el jardín arbolado de Lochalsh, Craig Rare Breeds Farm o el Castillo de Duncraig. Un destino en Escocia lleno de belleza, diversión e historia. Creo que Plockton bien merece la pena.

Tags:




Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top