Kilmartin Glen, la cuna de la Escocia prehistórica

Kilmartin Glen

Situado a unos 25 kilómetros al sur de Oban, en Argyll, alrededor del pueblo de Kilmartin, el lugar histórico de Kilmartin Glen contiene una de las concentraciones de restos neolíticos y de la edad del bronce más importantes de toda Escocia. Se cree que esta zona estaba ya ocupada en la época mesolítica, sobre el 6000 y el 4000 a.C.

Con más de 350 monumentos antiguos en la zona, hay una abundante evidencia de presencia humana a través de los tiempos. Así pues, descubrir los tesoros arqueológicos de Kilmartin Glen puede resultar una aventura fascinante.

El Museo de Kilmartin es un buen punto de partida para explorar Kilmartin Glen. El museo está situado en un precioso edificio antiguo que antes servía de lugar de reunión de la iglesia cercana. Las exposiciones incluyen una reproducción de Kilmartin Glen, herramientas y armas antiguas y pieles de animales, exactamente similares a los que pudieron usar los seres prehistóricos. Los visitantes podemos disfrutar de cómo se usaba el molino de trigo a partir de los métodos antiguos y disfrutar de la presentación de El Valle de los Fantasmas, un viaje audiovisual en el tiempo. La tienda del Museo de Kilmartin tiene una amplia variedad de artesanía local a la venta.

La Iglesia de Kilmartin acoge hoy en día una serie de lápidas que han sido dispuestas en orden cronológico desde 1300 hasta 1700. Muchas de estas lápidas muestran detalles de hombres con espadas, lanzas y claymores, las típicas armas de doble filo usadas por los montañeses escoceses durante el siglo XVI. Una serie de piedras con intrincadas esculturas de Poltalloch State pueden verse en el cementerio de la iglesia, y una serie de cruces de Kilmartin se ven en el interior del templo.

La característica más visible de Kilmartin Glen es la dispocisión lineal de cinco grandes piedras, aunque se cree que hubo muchas más piedras de este tipo. Cuatro de estos túmulos pertenecen a la edad del bronce, mientras que el quinto data de la edad de piedra, reconstruido en la edad del bronce. Cada uno de ellos ha revelado hallazgos arqueológicos muy valiosos, incluyendo joyas, decorados, cerámica y puntas de flechas neolíticas.

Los visitantes a Kilmartin Glen llegarán a apreciar aquí historias inusuales de Escocia, así como se podrá gozar de la belleza natural de la zona, en particular del Gran Moss, Parque Natural y Nacional hogar de una gran variedad de aves y animales. Seguro que un viaje hasta Kilmartin Glen os agradará enormemente.

Tags: ,




1 comentario

  1. diana dice:

    esque no encuentro lo que busco okey

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top