Malcolm II de Escocia

Malcolm II de Escocia

Malcolm II de Escocia (Máel Coluim mac Cináeda), hijo de Cináed mac Maíl Coluim y nacido en el año 980, fue monarca de los escoceses entre los años 1005 y 1034. Su política expansionista consiguió anexionar terrenos al incipiente reino escocés, pero también derivó en una gran acumulación de enemigos y contrarios a sus ideas, lo que tuvo como resultado su asesinato.

Malcolm II fue el último de la dinastía de los Alpin que ascendió al trono de Escocia, y tras su fallecimiento su nieto Duncan I se encargó de sucederle, quien se había asegurado el puesto tras asesinar al legítimo heredero, el nieto de Kenneth III. Entre los pictos se utilizaba la línea materna para la herencia, un sistema matriarcal, aunque durante el reinado de Malcolm II esta ley fue cambiada, pasándose al tradicional sistema de la sucesión directa.

Tras salir victorioso en la batalla de Carham en el año 1018, consiguió anexionar a Escocia las tierras de Lothian, las cuales pasaron oficialmente a manos escocesas mediante la firma del Tratado de Carham. Aprovechándose de las luchas entre Inglaterra y Dinamarca, Malcolm II combatió por el dominio de los territorios ingleses del norte, para lo cual consiguió firmar un pacto de alianza con los daneses usando lazos de sangre. La hija de Malocolm II contrajo matrimonio con Sigurd el Robusto, que poseía el título de conde de Orkeny, lo cual valió al rey para afianzar más su posición en el norte.

Malcolm II logró unificar la mayor parte del territorio escocés, aunque nunca pudo someter a los clanes del norte, que continuaron siendo independientes del trono durante un tiempo.

Tras su fallecimiento, Duncan I de Escocia inició el periodo dinástico de la Casa de Dunkeld.

Tags:

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top