El tren de Harry Potter, en Inverness

El tren de Harry Potter, en Inverness

Aunque no seáis aficionados de Harry Potter a buen seguro que todos conocéis algunas secuencias de las películas de la saga del joven mago. Una de ellas es la del tren que lleva a Harry y a sus amigos hasta Hogwarts por unos impresionantes parajes verdes. Evidentemente, y como no podía ser de otro modo, eso es Escocia, más concretamente las Tierras Altas.

Pero no sólo los paisajes son de este país, sino mucho más. El tren en el que viajan los aprendices de mago existen. No sólo es real, sino que se puede viajar en él y sentirse como un aprendiz de mago que se prepara para su primer día de clase.

Es más, hay muchas personas que lo hacen con cierta asiduidad. El tren en cuestión, cuya máquina lleva grabado el nombre de Lord of the isles, viaja todos los días desde el condado de Inverness al de Cullross. Eso sí apenas son dos viajes los que hace cada día, uno de ida, a primera hora de la mañana, y otro de vuelta, entorno a las seis de la tarde.

Si no tenéis la posibilidad de viajar en él, bien porque no os merezca la pena realizar el trayecto o porque no os coincida el horario lo que sí podéis es haceros una foto junto al tren, que será la envidia de todos los aficionados a las aventuras del mago adolescente de vuelta a casa. Cuando regresa a Inverness se queda en la estación, no en las cocheras, a la vista de numerosos curiosos que se acercan a verlo.

Eso sí, si vais pensando que la estación es la misma que aparece en las películas siento desilusionaros, pero no es así, sino que está bastante lejos, en otra región británica. El imaginario andén 9¾ está en Londres, concretamente en King’s Cross, aunque las imágenes exteriores se grabaron en la vecina estación de Saint Pancras.

Sin embargo, si lo que queréis es realizar el mismo viaje que Harry Potter, aunque eso sí, no acabaréis en Hogwarts la empresa West Coast Railways ofrece viajes de fin de semana por los paisajes que se inmortalizaron en las películas del joven mago. Uno de los momentos más encantadores es cuando el vehículo pasa por el viaducto de Glenfinnan, el mismo que se ve en la película y desde el que el tren coge velocidad para perderse en la inmensidad y llegar a la escuela de magia.

Foto Vía Flickr

Tags: , ,

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top